La Ley Electoral, Armas y Dinero para el Separatismo

MADRID.- Reflexiones de José María Quevedo.

PRÓLOGO. El desguace enternecedor de la Democracia española, paloma mensajera con dos alas tocadas por el plomo de los enemigos de nuestro país y del pueblo, se sustenta en una LEY ELECTORAL inventada o descubierta en mal día  por el BIPARTIDISMO zorruno PP-UCD-PARTIDO POPULAR (antes Alianza Popular) para beneficiarse ellos y  torpemente a los rústicos separatistas entonces llamados nacionalistas que aún no había enseñado la patita de lobo feroz a la pobre abuela España. Hoy hacen cola, puesto de rodillas el Estado español y sus gobiernos desde la década de los noventa y finalmente dominar el Congreso de los Diputados, el Senado y hasta el ayuntamiento de la pedanía del  Pedorro con su propio partido vecinal manejado por el cacique del lugar situado en cualquier provincia. En la región murciana hay contabilizado, para las próximas elecciones locales, hasta ocho, si bien  se esconden tras la siglas el disfrazas de la extrema izquierda, en cuatro pueblos pequeñitos.

Lo más cerril y escandaloso es que sabiéndolo los aznar, rajoy, zapatero y sus herederos, no la han cambiado en su momento cuando tenían mayorías absolutas. El por qué, lo ignoramos. Se sospecha que hubo y que hay gato encerrado, siendo benignos si nos ponemos tiernos, diremos que por estupidez supina o ignorancia demostrable, pero pienso que fue una cesión consentida para aprobar la Constitución por mayoría absoluta. Luego llegó el tiempo de las traiciones y de los gobiernos débiles toreados sistemáticamente. Solo un gobierno de coalición con mayoría absoluta tendría a mano cortarles el camino a los que están conspirando para llegar a un segundo referéndum, y lo que venga posteriormente. El diluvio. O lo que es lo mismo, una FALSA REPÚBLICA que terminaría en un estado totalitario. Como lo intentaron los comunistas coaligados con el socialismo del Lenin español, Largo Caballero, anarcosindicalistas y soberanistas en 1938 con Negrín como presidente del gobierno republicano, una vez anulado Azaña y los líderes republicanos de mayor talla intelectual y categoría humana.

EL ANÁLISIS. El Frente Popular olía a lo que hoy perfuma Pablo Iglesias y los que sostienen económicamente la trama, como se demostró el pasado sábado en la manifestación separatista en Madrid, ese triangulo militarista formado por Irán, Rusia y tres dictaduras latinas. Ha declarado el ex-comisario Villegas, yo no, lo he leído en un diario de Madrid. Que también los servicios secretos marroquíes contagiados por el islamismo radical. Desde luego lo que diga el polémico policía me huele a intoxicación calculada fake new, tan de moda, ¿o no?. Lo que sí es una verdad auténtica es que tanto en los atentados de la Estación de Atocha, Madrid, como en Barcelona, la mayoría de los comandos terroristas eran de nacionalidad marroquí, y para más sonrojo el jefe de los criminales que actuaron en Cataluña, había nacido en la ciudad de Xauen, en el norte de Marruecos, donde cultivaba grandes extensiones de droga, jachis, ante la vista de la policía de aquel país. Es todo un secreto a voces, pero me temo que nadie se enteró, que es un argumento muy manejado en las altas esferas.

Hace unas semanas escribí en otro digital de nuestra cadena de prensa que va montar  un tercero en la Región, en una ciudad que está enclavada en otra de las comarcas deprimidas, que un día alguien del Periodismo sin ataduras ideológicas partidistas, escribirá la historia verdadera del periodismo poliédrico español -el más parcial de las grandes naciones de Europa- desde los  años de la dictadura de Primo de Rivera hasta nuestros extraños días, cuando corre un ciclón devastador por las provincias españolas salpicadas de todo tipo de historias ocultas u ocultadas con toda la mala uva del mundo. Hacía mención de los posibles historiadores, mentalmente sanos y económicamente autosuficientes para salir huyendo del país en  gris y oscuro.

Entre ellos al cartagenero ARTURO PÉREZ-REVERTE,  desconociendo servidor de ustedes, que estaba a punto de publicar  el escritor, académico y periodista un libro que lleva el título de HISTORIA DE ESPAÑA. Ya se vende a chorros en las  librerías de nuestro país y en otros de estirpe latina. Es un compendio de sus mejores artículos en los que efectúa una biopsia y resonancia magnética del cuerpo enfermo de España y sus ciudadanos, maltratados y en algunos casos violados políticamente, sin que se haya hecho justicia soberana, libre e incontaminada. Eso sí, no recuerdo alguno en que el gran escritor hiciera referencia a la riada corrupta de Murcia y sus adherencias lejanas. No sé si por prudencia o por respeto ante un incendio en el que arrojar gasolina pudiera ser pecado mortal.

Pero no importa, ya se sabe parte de la película y quizás Pérez Reverte se  esté preparando para ofrecer una sorpresa en la segunda jornada de su vida profesional, él propio afirma: “Soy muy amargo cuando hablo y escribo de España, pero nadie que conozca nuestra Historia puede ser optimista. El país tiene un Estado en demolición. Es un problema de educación y de memoria y la batalla está perdida. Esa ignorancia supina, esa dejación, no es un problema actual, sino una carencia atávica. Franco fue una repetición, una recaída en la enfermedad, y ahora también lo parece”. Y finalmente señala: “Creo que FELIPE VI sostiene el tinglado. Apuesto por él.”

Ite missa est.

  • José María Quevedo