Buscar

Sureste Press

"Opinión Libre e Independiente Región de Murcia"

“Tan delicado como las abejas”


105471_169526

Greenpeace España | Las abejas y otros insectos polinizadores se encuentran en su merecido letargo invernal, sobre todo en las latitudes más al norte. Los días soleados y de temperaturas diurnas suaves despiertan a algunos de estos incansables insectos que empiezan ya a preparar la próxima temporada recolectando el polen y néctar de las primeras flores…

  • Este letargo invernal es una buena oportunidad para que nos acordemos de su importancia para los ecosistemas y para la seguridad alimentaria, algo que deberíamos tener siempre presente en nuestras mentes y sobre todo en la de los responsables políticos. Sin las abejas y otros polinizadores, la gran mayoría de nuestros alimentos y de las plantas silvestres con flor no podrían existir. Es necesario recordar que estos pequeños insectos son fundamentales en la cadena trófica tanto nuestra como de las restantes especies y por lo tanto una pieza imprescindible para el equilibrio ecológico del Planeta.

    Precisamente el año pasado mostramos la gran importancia de los insectos polinizadores para la agricultura en España. En nuestro informe ‘Alimentos bajo amenaza‘ mostramos que el 70% de los principales cultivos para consumo directo humano en España depende de la polinización por insectos y que este servicio ecológico supone para la agricultura española más de 2.400 millones de euros anuales. Cultivos como los calabacines, calabazas, sandías, melones, kiwis, almendras, manzanas, melocotones… entre muchísimos otros dependen directamente de la polinización realizada por insectos como las abejas.

    Y sin embargo, sus poblaciones están seriamente amenazadas a nivel global, debido a varios factores pero muy particularmente debido a las prácticas destructivas de la agricultura industrial, como el uso masivo de insecticidas. En aquel informe mostramos que el uso de insecticidas aumentó en España un 56% entre 1990 y el 2010 (último año para el que hay estadísticas oficiales) y que 319 insecticidas explícitamente etiquetados como peligrosos para las abejas están autorizados en todo el estado.

    Un nuevo informe publicado en 2014, el más amplio realizado hasta el momento sobre los insecticidas sistémicos, como los neonicotinoides y el fipronil (precisamente los que han sido prohibidos parcialmente y temporalmente en la UE), ha demostrado que estos son un factor determinante en el declive de las abejas pero también una seria amenaza para la biodiversidad como tal, puesto que afectan a una amplia gama de invertebrados y vertebrados beneficiosos, responsables por servicios ecológicos tan importantes como la polinización pero también la depuración del agua o la fertilidad del suelo.

    Estos infatigables insectos despertarán de su letargo invernal dispuestos a polinizar todas las flores que se encuentren por su camino. Igual que nosotros, son lo que comen, y por ello necesitan alimento (polen y néctar) que no esté envenenado, de alta diversidad y que sea sano.

    Pero la industria química no descansa. Mientras las abejas permanecen en su letargo invernal, la industria química ha seguido presionando y ya ha mostrado que no se va a dar por vencida y hará todo lo que esté a su alcance para que se levanten las restricciones impuestas en la UE y se puedan seguir utilizando sus venenos más nocivos.

    Porque los logros alcanzados hasta ahora son tan delicados como las abejas y hay que defender los avances para que no se ponga en riesgo a este insecto clave para los ecosistemas (las restricciones terminan en diciembre de este año). Es importante unir esfuerzos para garantizar que se refuercen estas prohibiciones, se amplíen a otros productos igual de nocivos y se fomente la agricultura ecológica.

    Abeja

    Para lograrlo, ¡tú apoyo es fundamental! 

    ¿Qué puedes hacer tú?

    – Presionar para no dar ni un paso atrás y pedir a las autoridades europeas que no cedan a la presión de la industria química y mantengan las restricciones sobre los insecticidas más nocivos.

Anuncios

Un comentario en ““Tan delicado como las abejas”

  1. Reblogueó esto en Raciozinando.

    Me gusta

Los comentarios están cerrados.

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: