img_5630

– MURCIANOS, ¡ÁNIMO, COÑE! –

SEPress/VMPress. /Editorial.

Ya estamos aquí, queridos feligreses y amados súbditos del general murciano. Pero en estas tierras no ha variado nada nuevo. Los mismos problemas de siempre, pero eso sí durmiendo la siesta celestial de los pringados soñando pesadillas y paraísos musulmanes de Alá todo poderoso. No se ha movido ni un dedo. Sí, uno haciéndonos la peineta o la peseta como dicen los andaluces. Pero ello no ha sido disculpa para que los campanarios, el incienso y la mirra hayan tocado a gloria, porque el notición ha sido uno muy principal, ese que ha informado tiernamente, como un quejío, del presidente… declarando a los chicos de la prensa que él no se irá de Murcia hasta que esté andando, en marcha y maravillando al personal el famoso AVE, que es lo mismo que el ave purísima que se rezan en las iglesias en la que reina el obispo mudo cartagenero, con las bendiciones apostólicas consiguiente. De las Paramount, silencio mortal, porque el Jesús Samper anda medio arruinado. Y del famoso e internacional aeropuerto de Corvera solo lo sobrevuelan las hastiadas gaviotas, en tanto la gente campesina se preparara para movilizaciones con tractorada.

Tambien los jueces y fiscales andan tras los gallos del corral buscando a la gallina culpable. Nos dicen que el señor López Bernal, fiscal superior, no se ha tomado vacaciones, y anda en su modesto chalet tomando decisiones que pueden llegar a la categoría de acojonar por una denuncia que puso HACE DOS MESES Y MEDIO nuestro compañero y político José Juan Cano Vera, para desenmascarar el negociete del aeropuerto de Corvera. El resto de los sumarios van más parados que el tren de Caravaca.

Ciertamente nos agradaría darles mejores noticias, pero ahí llega septiembre peor… más negro que la cuesta de enero en cuanto se refiere a los colegios, los zagales y la pasta que se debe gastar los papas. Un chorreo que hará aumentar los gastos y  minicréditos para empleados en los cinco días de vacaciones y lo que nos echen. Un panorama que dio la imagen exuberantes de los hoteles hasta la banderilla, porque todos habíamos elegido los quince días dorados de primeros de agosto. Todos salvado. La crisis fue una tormenta, el paro baja y aquí no ha pasado nada salvo lo de Gibraltar impulsado por Trillo Figueroa embajador con sombrero en Londres. Y finalmente la oposición a la sombra de los naranjos relajándose del exceso de trabajo que haga peligrar el futuro de Ramón Luis, muerto de risa desde su barco de recreo.

Pero ánimo murcianos, ya todo está listo para sacarnos del pozo y cantar victoria. Alegraros que vienen mejores tiempos. Ya se van a paso de carga los políticos a sus campos de Marte y los paraísos fiscales. Animo, coñe, que los murcianos no nos rendimos teniendo un roalico en la Huerta y la pensión de los abuelos. El futuro es nuestro. Con dos huevos. Queda dicho. No amargaros. La vida es nuestra y si no, sacaremos a la Virgen para que lluevan euros de las señora Merkel y Juan Bernal, el brujo de nuestras finanzas, sueldos y otros tesoros y salarios de hambre.

Los funcionarios ya empiezan a cantar el himno triunfal de Hosanna.

Anuncios